Disfunción eréctil

Disfunción eréctil, puerta de entrada a la salud del hombre

- Un simposio celebrado hoy dentro del XII Curso Internacional de Urología de Zaragoza trata la relación entre disfunción eréctil, el déficit de testosterona y todos los componentes del síndrome metabólico
- La disfunción eréctil podría ser un síntoma centinela de otras comorbilidades no diagnosticadas al paciente


Barcelona, 19 de febrero de 2009
– La disfunción eréctil puede ser la primera manifestación de otras comorbilidades, como problemas cardiovasculares o cifras elevadas de colesterol. De hecho, existen datos que relacionan los problemas de erección con muchos de los componentes del llamado síndrome metabólico, por ejemplo, resistencia a la insulina, dislipidemia o hipertensión. Estos mismos estudios han encontrado también una asociación entre los componentes del síndrome metabólico y los bajos niveles de testosterona en sangre .Por tanto, la disfunción eréctil debería impulsar a los médicos a hacer un examen de la salud global del varón.

Éstas son algunas de las conclusiones extraídas del simposio, patrocinado por Bayer HealthCare, que bajo el título “Disfunción eréctil, puerta de entrada a la Salud del Hombre” ha tenido lugar hoy en Zaragoza dentro del XII Curso Internacional de Urología que se celebra hasta el día 21 en la ciudad.

Así, para el Dr. Luis Rodríguez-Vela, Jefe de Sección de Urología, y Profesor Asociado de Urología del Hospital Universitario Miguel Servet (Zaragoza), “la disfunción eréctil puede ser un síntoma centinela de diferentes patologías, como las enfermedades cardiovasculares, la diabetes, y otras como la hipertensión o dislipidemias. Todas éstas son consideradas componentes del llamado síndrome metabólico”. A lo que añadió “las dificultades de erección actúan en muchas ocasiones como un primer síntoma de alguna de estas enfermedades y, por tanto, pueden ser la puerta de entrada para realizar el diagnóstico y tratamiento de patologías que no habían sido detectadas hasta el momento”.

Por otra parte, los datos demográficos demuestran que existe un porcentaje cada vez mayor de varones de edad avanzada que presentan un déficit en los niveles séricos de testosterona, lo que influye negativamente en su calidad de vida, tanto a nivel físico y sexual, como a nivel mental. Este deterioro general de la salud del hombre se relaciona con el Síndrome del Déficit de Testosterona. Se trata de un síndrome muy frecuentemente asociado al envejecimiento del varón que puede manifestarse a través de síntomas muy variados, como pérdida de la masa muscular, disminución tanto de la libido como de la función eréctil, alteración de la función cognitiva y cambios en el estado de ánimo. En muchas ocasiones los pacientes con Síndrome del Déficit de Testosterona son también hipertensos y presentan niveles elevados de colesterol. Además, la mitad de los diabéticos tipo 2 posee niveles bajos de testosterona.

En cuanto al tratamiento, el Dr. Vela señala “tras la obtención de un diagnóstico completo en el que el paciente haya demostrado bajos niveles de testosterona en sangre y algunos de los otros síntomas asociados a la patología, se puede iniciar un tratamiento sustitutivo con testosterona, bien en gel o intramuscular. Éste mejorará muchos los síntomas”. A lo que añadió “hoy en día el síndrome del déficit de testosterona está todavía infradiagnosticado, ya que hay estadísticas que demuestran que muchos de los pacientes que lo padecen no han acudido nunca a consulta”.

Así pues se podría concluir que, si la disfunción eréctil y el síndrome de déficit de testosterona no son tratados adecuadamente podrían contribuir al declive de la salud general del varón. Por tanto, el protocolo a seguir cuando un paciente con estas características acude a consulta sería: en primer lugar el tratamiento de la disfunción eréctil (hoy en día existen tratamientos muy seguros y eficaces para pacientes con disfunción eréctil y comorbilidades, como vardenafilo); en segundo lugar la evaluación cardiovascular y metabólica del individuo; y en tercer lugar el control de los niveles de testosterona y, cuando sea necesario, su tratamiento.

Sobre la seguridad de este tipo de tratamiento del Dr. Rodríguez Vela comentó “siempre que el tratamiento con testosterona esté indicado por un especialista es totalmente seguro”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario